Calma y tradición en La Garriga de Castelladral

Caminas por un bosque frondoso y descubres un columpio colgado entre dos árboles y unos corazones dibujados en la tierra, mientras escuchas el canto de los pájaros que parecen improvisar una canción de bienvenida. Has llegado a La Garriga de Castelladral esperando encontrar calma, autenticidad y volver a conectarte con la naturaleza, y lo encuentras en grandes dosis.

La Garriga de Castelladral ocupa una antigua masía medieval restaurada. Fotografía: Òscar Marín.

En el corazón de Cataluña, cerca del pueblo de Suria, rodeado de bosques y campos, éste es el sueño de una familia que recuperó una robusta masía abandonada de origen medieval y la convirtió en un hotel rural con muchísimo carácter y calidez. En la finca, que ocupa un antiguo terreno agrícola, se han hallado vestigios de los siglos XII y XIII, y hay constancia de que fue un gran centro de producción de aceite, vino y cereal a finales del siglo XIX. Aún pueden verse elementos de la época en algunos rincones: tinas, cubas, portadoras, prensas y muelas, todo reconvertido para darle utilidad y sentido. Pero los actuales propietarios no se dedican a la actividad agrícola, sino a hacer felices a los huéspedes que se acercan a su hogar escondido en la montaña.

Atardecer en el antiguo pajar de la masía. Fotografía: Òscar Marín.

Aquí conviven tres generaciones. Albert comenzó a restaurar esta masía en 1998, cuando estaba vieja y deteriorada. Lo hizo poco a poco, sin vocación de convertirla en alojamiento, pero pronto vieron que un espacio tan grande y tan bonito merecía ser compartido. Un día, les pidieron organizar una boda en su finca, a la que siguió otra… Pronto se dieron cuenta de las posibilidades que tenía aquella casa ubicada en un entorno tan extraordinario. Hoy se organizan aquí conciertos de música clásica, convenciones, eventos y también retiros de yoga y meditación.

Una cabaña ideal para los pequeños en La Garriga. Fotografía: Òscar Marín.

Pero también se puede venir, simplemente, a descansar, a disfrutar de las vistas de Montserrat y de la calma que ofrecen los bosques y campos del entorno. La naturaleza lo envuelve todo. Aquí las prisas están prohibidas. En el interior, la exquisitez en los detalles, el cuidado en la decoración, los elementos de artesanía local y las obras de artistas catalanes ofrecen una sensación de exclusividad. Todos los espacios se han diseñado con gusto, pero el ambiente que se respira aquí no es solo resultado de un buen diseño. El paso del tiempo y la naturaleza tienen mucho que decir en las sensaciones que envuelven nuestra experiencia.

Pequeños detalles en la habitación. Fotografía: Òscar Marín.

Núria, la hija de los propietarios, nos invita a introducirnos en la filosofía ‘slow’, que está presente en muchos detalles, no sólo en los talleres de yoga y terapias naturales que organizan, también en la gastronomía. Las cenas y desayunos se elaboran con productos ecológicos de proximidad y se sirven en el antiguo pajar, reformado como restaurante. Para empezar bien el día, Núria nos propone un zumo verde delicioso con frutas y verduras. En el blog de La Garriga de Castelladral explica algunas recetas y todos los beneficios de este tipo de zumos tan saludables y tan de moda. También hay embutidos y quesos de la comarca del Bages, pan tostado con tomate y aceite de oliva virgen extra, pasteles caseros, cereales y platos calientes cocinados a petición de los huéspedes.

Las cenas y los desayunos se sirven en el antiguo pajar. Fotografía: Òscar Marín.

En invierno, un buen fuego espera a los que regresan en las frías noches. En verano, una refrescante piscina exterior protegida por los pinos invita a sumergirse y a olvidar el calor. Y todo el año, el pequeño spa con jacuzzi y sauna favorece la relajación más absoluta. En la habitación reina el silencio y en el bosque que rodea la masía encontramos la paz que ofrecen los sonidos de la naturaleza. Una escapada para relajarse y disfrutar.

Habitación doble India en La Garriga de Castelladral. Fotografía: Òscar Marín.

¡Ven a La Garriga de Castelladral!

Òscar Marín

http://blogs.descobrir.cat/elplaerdeviatjar

Òscar Marín

Author: Òscar Marín

Periodista especializado en viajes, he trabajado en revistas como 'Altaïr', 'Nat' y 'Lonely Planet Magazine'. Escribo el blog de viajes ‘El plaer de viatjar’ (http://blogs.descobrir.cat/elplaerdeviatjar) y soy redactor de la revista ‘Descobrir’. También he participado en el blog de la Agencia Catalana de Turismo y he colaborado en programas de radio, diarios y revistas recomendando mis propuestas viajeras. Soy autor de dos guías turísticas sobre Catalunya. El lugar favorito para perderme es París, la ciudad donde suelo refugiarme. También cerca del mar, en la costa catalana.

Share This Post On

Submit a Comment