Destino Dubrovnik

Hay ciudades que por su situación, historia, monumentalidad o belleza hacen sombra a la capital del país. En Marruecos ocurre con Marrakech, en Turquía con Estambul y en Croacia con Dubrovnik. La capital croata es Zagreb, apodada la pequeña Viena, pero el encanto de sus cafés, parques, museos o avenidas señoriales sigue estando eclipsado por la espectacular estampa de la ciudad amurallada de Dubrovnik, frente a las aguas del Adriático. La ciudad vieja de Dubrovnik se encuentra dentro del perímetro de las murallas y está declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Es una delicia pasear por sus calles adoquinadas, muchas de ellas estrechas y escalonadas, salpicadas de plazuelas, terracitas, tiendas y edificios históricos. Y el gusto es doble sabiendo que todo el casco viejo es peatonal y ningún coche puede acceder.

dubrovnik-708197_1920

Vista panorámica de la ciudad amurallada de Dubrovnik. Fotografía: Pixabay

La calle principal es Stradun, que va desde la Puerta de Pile hasta la Plaza Luza. Aquí se toma el pulso a la ciudad. Es la vía más bulliciosa y en ella se encuentran la mayoría de sus monumentos. Al principio destaca la Fuente de Onofrio y el Convento de San Francisco, donde se encuentra una de las farmacias más antiguas de Europa. En la Plaza Luza y sus alrededores se concentran los demás edificios civiles y religiosos que no hay que perderse en Dubrovnik: el Palacio del Rector, antaño sede del gobierno de la República de Ragusa; el Palacio Sponza, antiguo centro de aduanas; la Torre del Reloj; y la Columna de Orlando, en el centro de la plaza, que se alza como símbolo de la libertad. En esta zona también se levantan la iglesia de San Blas, patrono de Dubrovnik, y la Catedral de la Virgen de la Asunción.

dubrovnik-1182345_1280

El casco histórico de Dubrovnik alberga edificios como la Catedral o la Iglesia de San Blas. Fotografía: Pixabay

Merece la pena acercarse también al puerto y, sobre todo, recorrer las murallas, la mayor atracción de Dubrovnik. Las murallas cuentan con casi 2 kilómetros de recorrido y alcanzan los 25 metros de altura, constituyendo el mejor mirador de la ciudad vieja y del mar Adriático. No hay que perderse sus fortalezas y puertas, como la Torre Minceta, el Fuerte de San Juan o la Puerta Ploce. Con el buen tiempo puedes darte un baño en la playa Gradska o tomar un ferry a la cercana isla de Lokrum, un vergel sin casas ni hoteles donde destacan las ruinas de un monasterio benedictino, un jardín botánico y una preciosa playa rocosa. Si quieres que tu viaje coincida con alguna fiesta, no te pierdas San Blas en febrero o el Festival de Verano de Dubrovnik en los meses de julio y agosto, con un rico programa cultural con conciertos de música, obras de teatro y espectáculos de danza.

dubrovnik-1186948_1280

La principal atracción de Dubrovnik es el paseo por sus murallas. Fotografía: Pixabay

La gastronomía de Dubrovnik es otro de sus atractivos, como lo demuestran sus restaurantes y terrazas siempre llenas. En la gastronomía Dubrovnik confluyen varias circunstancias que no hacen más que enriquecerla, porque a la tradición culinaria croata se suman las influencias italianas, eslavas, turcas, centroeuropeas o de países mediterráneos, así como las bondades del mar, al tratarse de una ciudad costera. En la mesa no faltan las cigalas, las otras, el pulpo, los calamares, las anguilas y ranas del valle del Neretva, la ternera, las aves, el cerdo, el cordero, las hortalizas, el aceite de oliva, el melón o el mantala, un dulce muy parecido al turrón.

croatia-1578437_1920

Las callejuelas de Dubrovnik acogen coquetos restaurantes para probar la cocina típica. Fotografía: Pixabay

A la hora de descansar, la casa de alquiler completo Villa Mediteran es la mejor opción, situada a pocos minutos de la ciudad vieja. Esta villa de piedra rodeada de vegetación mediterránea era utilizada por la clase alta de Dubrovnik y ofrece mucha intimidad. Dispone de 400 m² organizados en dos plantas con terrazas, con cinco amplias habitaciones con baño privado, un gran salón-comedor con biblioteca y chimenea, y una cocina completamente equipada. También cuenta con un pequeño gimnasio, sauna y jacuzzi exterior. Lo mejor son las vistas a la ciudad vieja y el Fuerte de San Lorenzo. ¡Dubrovnik te espera!

900x500_9d3b8148351a0164996d1526bf2824de

Galería de Villa Mediteran, Dubrovnik

900x500_633d4358ffe1924a96a3458e1d69c4a0

Fachada y una de las terrazas de Villa Mediteran, Dubrovnik

¡Conoce Dubrovnik desde Villa Mediteran!

Virginia Martínez

Author: Virginia Martínez

Soy periodista especializada en viajes. He publicado en la revista RGB, CMagazine y NT Binter. Actualmente escribo en Viaje con Escalas. Considero que el viaje puede estar en el otro extremo del mundo o a la vuelta de la esquina.

Share This Post On

Submit a Comment