Hotel El Añadío, uno de los diez mejores hoteles rurales según The Guardian

Hotel rural El Añadío, Jaén

Hotel rural El Añadío, Jaén

Estamos encantados de compartir con vosotros un nuevo hito de los hoteles Rusticae. El hotel rural El Añadío, en Rusticae desde 2008, ha sido destacado por el periódico inglés The Guardian, como uno de los diez mejores hoteles rurales en España.  Nosotros ya caímos rendidos a sus encantos cuando nada más abrir fuimos a visitarlo.

Lo que hace único a este hotel, que se enclava en una impresionante finca de 350 hectáreas en Jaén, es su increíble tradición ganadera con el toro de lidia.

Una de las ocho habitaciones del hotel rural El Añadío, en Jaén

Una de las ocho habitaciones del hotel rural El Añadío, en Jaén

María Jesús, su propietaria, es comienzo y fin de este proyecto. Su tatarabuelo era el dueño de la finca y ya criaba toros Santa Coloma allá por 1913. Ella pertenece a la cuarta generación de ganaderos y es la verdadera alma de El Añadío.

Es curioso, nunca se sabe dónde una dificultad se convierte en una oportunidad, pero en su caso está clarísimo. Las dificultades económicas que atravesaba la ganadería, a la que ella no quería renunciar porque era como renunciar a ella misma, le llevaron a reconvertir las casas de los mayorales en un hotelito con encanto de 8 habitaciones de lo más singular.

Hay muchas cosas que te dejan sin aliento en este hotel pero para nosotros, una clarísima es leer frente a su chimenea. No parece tener nada de especial, ¿verdad? Pues sí lo tiene. A cada lado de la chimenea, se abren dos ventanas que en su exterior tienen adosadas sendos pesebres, así que los toros se acercan a comer en ellos y tú puedes observar al animal a un palmo de tu cara (las rejas, en este caso son muy bienvenidas! 😉

Luego está María Jesús y su vastísimo conocimiento del mundo del toro. No en vano lo ha mamado desde la cuna. Y ella, quieras o no quieras, te hace enamorarte del toro de lidia en libertad. Los adora, te habla de ellos y de sus avatares como si fueran sus hijos. Y al final de tu estancia, da igual que seas anti-taurino o aborrezcas la fiesta nacional, María Jesús ya te ha inoculado el virus y tú también eres un ferviente admirador del toro bravo.

Salón con chimenea desde el que observar a los toros.

Salón con chimenea desde el que observar a los toros.

Si hay que elegir un momento del año para visitar este hotel, elijo sin duda, la primavera. La dehesa se muestra entonces en todo su esplendor, reventona, derrochando vida y cuajada de flores de mil colores. Dar un paseo a caballo, o en calesa es un plan perfecto para la tarde. Y por la mañana, sin duda hay que salir a conocer la finca y ver de cerca la vida del mayoral con los toros y las vacas bravas, así que a subir de un salto al remolque y disfrutar con las explicaciones de los mayorales, ver la estrategia milenaria para separar a un becerro de su madre (y del resto de las hembras, que hacen piña!!) para poder acrotalarlo. Es una experiencia única de verdad.

Si os decidís a descubrirlo en verano, también hay piscinita con unas maravillosas vistas al campo jienense. En esta estación, y en todas en las que el tiempo lo permite no te prives de desayunar en el porche del hotel, al aire libre. Pan tostado con tomate, y jamón, con un aceite de oliva virgen primera prensada (casi verde fluorescente) que es un lujo por el que también se preocupa María Jesús. Todo delicioso y auténtico.

Y para cenar, hay que ponerse en manos de Ramona, la cocinera de El Añadío. Recomiendo especialmente su ensalada de naranja con hierbabuena, los andrajos, tan típicos de Jaén,o el rabo de toro que prepara en su cocina.

En definitiva, no nos extraña nada que The Guardian lo haya incluido en su selección… Rusticae hace años que lo ha hecho!!

El hotel El Añadío es un lugar único para conocer el toro bravo en su habitat.

El hotel El Añadío es un lugar único para conocer el toro bravo en su habitat.

Carlota Mateos

Author: Carlota Mateos

Share This Post On

Submit a Comment